jueves, noviembre 26, 2020
info@rysspty.com
Noticias

Algunos empleados de Tesla afirman que están presionados para volver a trabajar en la fábrica de Fremont

Views

Poco después de que se revelara que Tesla había reanudado las operaciones en su fábrica en Fremont, California, NBC habló con un puñado de empleados que afirman sentirse presionados para regresar al trabajo.

Uno de esos empleados es Jessica Naro, de 25 años. Ella trabaja en el turno de noche en la planta y le dijeron que tendría que presentarse nuevamente para trabajar el miércoles. Su primer pensamiento fue que hacerlo no era seguro, particularmente debido a la preocupación de que podría estar expuesta al virus y transmitirlo a su hijo de 6 años que tiene una afección que podría tener complicaciones graves si contrae a Covid-19.

En un correo electrónico reciente enviado a los empleados, Elon Musk dijo que si los trabajadores “se sienten incómodos al volver a trabajar en este momento, [no deberían sentirse] obligados a hacerlo”.

Sin embargo, Naro dice que su supervisor le dijo por teléfono que si decidía no regresar al trabajo, podría ser despedida. En un correo electrónico posterior, no se mencionó la posible terminación, pero le dijeron que ya no sería elegible para el seguro de desempleo y que podría usar la licencia no pagada sin ser penalizada si decidía no regresar.

Carlos Gabriel, de 36 años, afirma estar en una posición similar. Si bien se le aseguró que no perderá su trabajo por no regresar a la planta, Gabriel dijo que lo sacarán de la licencia.

“No creo que sea una elección para mí. Creo que mi vida es un poco más valiosa”, dijo Gabriel. “¿Me estás pidiendo que me libere de mi casa para ir y arriesgar mi vida? ¿Llamas a eso libertad?”

Otro trabajador le dijo a NBC News que lo llamaron la semana pasada y que le quitarían el permiso si no aceptaba regresar a trabajar el lunes. Él eligió no hacerlo.

La profesora de derecho de la Universidad de California en Berkeley, Catherine Fisk, dice que los empleados están protegidos contra represalias, incluido el despido, si se niegan a realizar un acto ilegal. Si el condado de Alameda, donde se encuentra la fábrica de Tesla, prohíbe al fabricante de automóviles eléctricos reanudar las operaciones, los empleados pueden negarse legalmente a trabajar.

“El problema para los trabajadores es que una cosa es tener un reclamo viable por un despido ilegal, y otra cosa es tener un trabajo”, dijo Fisk. “Tener una posible demanda no paga el alquiler ni pone comida en la mesa. Y Tesla lo sabe. Por lo tanto, es muy probable que la amenaza intimide a algunos trabajadores para obligarlos a trabajar”.

No está claro si los empleados de Tesla podrán negarse a volver a trabajar, ya que el condado de Alameda dijo recientemente que permitirá que la compañía reanude las operaciones en la planta.

Raúl Reyes
El AutorRaúl Reyes
Periodista
Panameño de corazón, Periodista de profesión, Bloguero por elección, Emprendedor por decisión, Lector por afición, Diseñador Gráfico y Web, Fotografía, Social Media, Car Lover... Sígueme en mis redes sociales.

Deja una respuesta